jueves, 20 de marzo de 2008

F. Engels. Fragmento del discurso ante la tumba de Marx


"Así como Darwin descubrió la ley del desarrollo de la naturaleza orgánica, Marx descubrió la ley del desarrollo de la historia humana: el hecho, tan sencillo, pero oculto bajo la maleza idológica, de que el hombre necesita, en primer lugar, comer, beber, tener un techo y vestirse antes de poder hacer política, ciencia, arte, religión, etc.; que, por tanto, la producción de los medios de vida inmediatos, materiales, y por consiguiente, la correspondiente fase económica de desarrollo de un pueblo o una época es la base a partir de la cual se han desarrollado las instituciones políticas, las concepciones jurídicas, las ideas artísticas e incluso las ideas religiosas de los hombres y con arreglo a la cual deben, por tanto, explicarse, y no al revés, como hasta entonces se había venido haciendo. Pero no es esto sólo. Marx descubrió también la ley específica que mueve el actual modo de producción capitalista y la sociedad burguesa creada por él . El descubrimiento de la plusvalía iluminó de pronto estos problemas, mientras que todas las investigaciones anteriores, tanto las de los economistas burgueses como las de los críticos socialistas, habían vagado en las tinieblas"

4 comentarios:

María del Carmen García Rojas dijo...

En este fragmento Engels hace referencia al apoyo principal de la obra de Marx , el desarrollo de la historia humana, centrándose en lo que es fundamental para este grande y revolucionario filosofo “los medios de producción” que son los objetos sobre los que trabaja y los medios con que trabaja el trabajador.
Marx nos hace ver que sobre los ideales están los principios básicos para la supervivencia del hombre, yo diría que lo expone como una pirámide, en la base estaría comer y beber; en segundo lugar se encontraría el vestido y la vivienda; por último vendría todo lo demás componiéndose de cualquier otra actividad ya sea mental o manual.
Del mismo modo afirma que el desarrollo de una sociedad se fundamenta en los bienes materiales, la economía; y, a partir de ahí se desarrollan las instituciones políticas, las concepciones jurídicas, las ideas artísticas e incluso las ideas religiosas de los hombres.
También nos encontramos ante un modo de producción capitalista en el que los trabajadores no tienen acceso a los medios de producción, sino que es el propietario, quien, tiene todo el control sobre ellos, es decir, dependen de ellos y se ven obligados a vender su capacidad de trabajo para poder subsistir pero los trabajadores producen más de lo que necesitan para vivir y eso es lo que denomina Marx “la plusvalía” de la que también se adueñan los propietarios.
Marx descubrió y compartió mediante sus escritos que vivían en una sociedad en la que él que ostenta el poder de estos medios de producción es él que controla la sociedad mientras que el resto dependían de ellos y generaban una riqueza que sólo es disfrutada por los capitalistas y la burguesía, por eso se dice, con razón, que los ricos son cada vez más ricos y los pobres cada vez más pobres, seria necesario un cambio en la misma estructura de la sociedad para que esa titularidad de los medios de producción pueda ser disfrutada por todos y no sólo por unos cuantos.

María del Carmen García Rojas dijo...

Texto 2: Alineación en el trabajo

En este texto se expone brevemente la critica a la sociedad capitalista por parte de Marx en la época de la 1º Revolución Industrial, una sociedad en la que los trabajadores no son dueños de su trabajo ya que la riqueza que generan con el va a parar a los propietarios. Concretamente centra su critica en las condiciones inhumanas en las que desarrollan ese trabajo considerándolo como un esclavo de la producción.
Esta critica a la alineación en el trabajo realizada en su época puede ser trasladada y aplicada a la sociedad actual, una sociedad globalizada donde se supone que existe una libertad de mercados, sin barreras ni trabas en el movimiento tanto de bienes como de personas dando lugar a un aumento de la prosperidad económica y como consecuencia de esto a una mayor garantía en las libertades civiles sobre todo en los países en vías de desarrollo pero la realidad es bien distinta, ya que los países más pobres lo siguen siendo cada vez más y los ricos lo son cada vez más, unos países ricos cuyas empresas multinacionales emplean los denominados “talleres de trabajo esclavo”, fábricas del tercer mundo en los que los trabajadores son sometidos a un entorno duro de trabajo y largas jornadas laborales sin ningún tipo de derecho y empleando incluso a niños para producir unos bienes a muy bajo coste que serán vendidos a un alto precio en el llamado primer mundo.
Se puede decir entonces como esa actividad alineada de la que hablaba Marx sigue en vigor hoy en día con el empleo de estos talleres que son permitidos por las sociedades ricas que se olvidan de los derechos y libertades que tanto predican en la denominada sociedad globalizada.

Anónimo dijo...

De Rafael Gonzalez Molina:
En este texto Engels hace una reflexion de la trayectoria que siguio Marxs en su pensamiento que va desde la critica a filosofia que habia transcurrido a lo largo de la historia devaluando las teorias que habian sostenido la filosofia a lo largo de la historia.Tambien critica stma. economico de que habia en su sociedad el capitalismo para cambiarlo por un stma. de burguesia en el cual no hubiese propetiarios de los medios de produccion.Esto es solo algunos de los cambios que intento y llevo a cabo a lo largo de su vida.

Anónimo dijo...

Leonela J. Flores De Valgas C.

En este texto queda clara la crítica de Marx a la sociedad de su época " El esclavismo de la produccón " que se vivió en la Primera Revolución Industrial se sigue practicando en las sociedades actuales ya que aún no se deja de explotar el trabajo de los niños de los países subdesarollados para luego los países desarollados vendansu trabajo mil veces más caro.